¿Qué hay dentro de las llantas de tu vehículo?

Los componentes de las llantas han evolucionado con el paso del tiempo para cumplir con las necesidades de todo tipo de consumidor. Los fabricantes se han involucrado más en el tema de ingeniería y tecnología, la cual ha llegado muy lejos hasta el punto de obtener los neumáticos de última generación que usamos hoy en día.

Dentro de una llanta

Aislamiento interior
La función principal del aislamiento interior es la de aislar al aire dentro de la llanta.

Carcasa
Esta parte es la encargada de absorber la presión de aire interna del neumático, el peso del vehículo y los impactos que se producen durante la marcha.

Protector o Correa
El protector se sitúa entre la carcasa y la banda de rodadura con el objetivo de proteger la carcasa. Absorbe los impactos externos y hace que la carcasa se mantenga intacta a pesar de impactos, pinchazos etc. De la misma forma hace que la capa de caucho y la carcasa se separen.

Banda de rodadura
La banda de rodadura es la zona que entra en contacto directo con el suelo. Está compuesta por una gruesa capa de caucho. Ofrece una gran resistencia a impactos producidos durante su uso protegiendo la carcasa y la correa.

Hombro
Es la zona de la estructura de la llanta que se sitúa entre a banda de rodadura y el flanco, contiene la capa más gruesa de caucho de toda la llanta, por esa razón el Hombro es capaz de mitigar el calentamiento y disipar de una forma eficaz y realmente rápida todo el calor que naturalmente se acumula durante la conducción.

Flanco
Es la parte lateral del neumático está entre el hombro y el talón, se ocupa de la protección de la carcasa y gracias a que es muy flexible, absorbe las posibles alteraciones de la carretera aumentando la sensación de confort y estabilidad.